Operación de cataratas. ¿Qué lentes me van a poner?

Operación de cataratas. ¿Qué lentes me van a poner?

Una catarata es la pérdida de transparencia del cristalino, que es la lente natural que tiene el ojo para enfocar las imágenes en la retina. Por eso, cuando el cristalino pierde su transparencia se produce una pérdida de visión. A día de hoy, el único tratamiento posible para la catarata es la cirugía. La técnica consiste en aspirar la catarata mediante ultrasonidos y sustituirla por una lente intraocular artificial. Es una intervención segura y con resultados excelentes que se aprecian inmediatamente.

 

Hoy en día básicamente existen dos alternativas de lentes intraoculares. Las monofocales y las multifocales. En los dos casos, al introducir la lente, calculamos la potencia que debe tener para que corrija nuestra miopía o hipermetropía previa.

 

Como su nombre indica, las monofocales son lentes que nos dan un solo foco para lejos. Por tanto, aunque de lejos nos hayamos quedado sin graduación, dependeremos de unas gafas para la visión de cerca e intermedia. Estas lentes son las que se colocan en nuestro servicio sanitario público de forma rutinaria.

 

Sin embargo, las lentes intraoculares multifocales nos ofrecen varios focos simultáneos. Las más modernas son lentes trifocales y ofrecen un foco para la visión de lejos, intermedia y cerca. Dicho de otra manera, son un tratamiento definitivo y nos dan una excelente visión sin gafas en todas las distancias.

 

Para que las lentes multifocales funcionen correctamente, es preciso que el ojo sea un ojo sano y tenga un buen potencial de visión al quitar la catarata. Su oftalmólogo le hará un examen ocular completo y decidirá si usted es un buen candidato para este tipo de lentes.

Leave a Reply

Your email address will not be published.